Niños hiperregalados: caprichosos y egoístas

Publicado en Familia
Valora este artículo
(1 Voto)

Las grandes empresas y la mercadotecnia nos han hecho creer que el amor se demuestra con regalos, provocando que cada vez sea más común el denominado “síndrome del niño hiperregalado”, el cual hace alusión al intento de los padres por compensar con juguetes el poco tiempo que pasan con sus hijos.

Aunque para muchos la navidad es una época mágica que evoca alegría, paz, amor y felicidad, las grandes empresas y la mercadotecnia con la que somos bombardeados diariamente nos han hecho creer que el amor se demuestra con regalos, provocando que la navidad sea sinónimo de obsequios materiales que fácilmente son sustituidos por otros, pero aun así, despiertan en nuestro interior la sensación de vacío o angustia al no recibir el regalo esperado. Y ahí tenemos a los niños/as quienes son el principal blanco de los obsequios – al menos en las familias con más recursos – esperando con altos niveles de ansiedad, incluso desesperados por recibir sus tan esperados obsequios, para que en cuanto tengan sus regalos abran frenéticamente un regalo tras otro sin darse tiempo para disfrutar de ninguno.

Esta tendencia instaurada por el consumismo parece no beneficiar a los niños/as, y por el contrario el hacer demasiados regalos a los niños/as puede llegar a ser contraproducente, incluso se ha denominado el “síndrome del niño hiperregalado” el cual hace alusión al intento de los padres por compensar con juguetes el poco tiempo que pasan con sus hijos. Convirtiendo al niño/a en caprichoso/a, egoísta, y consumista.

Cuando los niños reciben demasiados regalos no se les brinda el tiempo para que disfruten de ninguno en especial, o terminan centrando su atención en el regalo que más le gusto, olvidando sus demás regalos. Además, pueden desarrollar apatía y sentir que sus padres están obligados a comprarle obsequios, tendiendo a desarrollar una personalidad egocéntrica con baja tolerancia a la frustración, sin olvidar que su creatividad resulta limitada.

Es importante fomentar en los niños expectativas realistas y compartir con ellos el verdadero espíritu de la navidad y no un solido deseo por recibir obsequios. Cuando los niños reciben demasiados regalos se les dificulta valorarlos y disfrutarlos, y aunque pueden mostrar una satisfacción momentánea, con el tiempo se darán cuanta que solo fue un momento de euforia y sorpresa, pero que lejos se encuentra de la felicidad.

Los padres podemos brindar la oportunidad a nuestros hijos de experimentar la felicidad a largo plazo, para conseguirlo necesitan pasar tiempo de calidad con sus padres, abuelos y familiares, enseñando gratitud, a ser empáticos, generosos, enseñándole a compartir su felicidad con los otros y que las personas son más importantes que los objetos materiales. Podemos elegir regalar juegos que nos integren en familia y creen memorias que nuestros hijos nunca olviden, de esta manera estamos contribuyendo a que se convierta en una mejor persona, más libre del materialismo y el consumismo que solo terminan por producir la sensación de vacío en nuestros corazones.

Esto no quiere decir que no hay que comprarle nada a los niños/as, pero si que hay que tener cuidado con el numero de regalos que reciben, cada regalo debe de tener un sentido para el niño, por lo cual algunos especialistas recomiendan un máximo de cuatro regalos: 1) un regalo que puedan usar, 2) un regalo para leer, 3) un regalo que deseen y 4) un regalo que realmente necesiten, ningún más.

Aunque los niños/as llegan incluso a suplicar por juguetes, no necesariamente debes considerarte un mal padre o una mala madre por no cumplir todos los caprichos de tus hijos/as; lo que más desean esos pequeños es pasar más tiempo de calidad con sus padres, no debemos olvidar que también se pueden jugar sin juguetes.

También te puede interesar:

La regla de los 4 regalos

Bibliografía:

Xóchitl Gonzáles, Dales verdadera felicidad a tus hijos, [En Línea] Consultado el 18 de diciembre del 2017, Disponible en: http://psicologiaparaninos.com/2015/12/dales-verdadera-felicidad-a-tus-hijos-en-esta-navidad/

Demasiados juguetes anestesian a los niños: La regla de los 4 regalos, [En Línea] Consultado el 16 de diciembre del 2017, Disponible en: https://www.rinconpsicologia.com/2015/12/demasiados-juguetes-anestesian-los.html

Yamila papa, 2015. El síndrome del niño hiperregalado, [En Línea], Consultado el 15 de diciembre del 2017 Disponible en: https://lamenteesmaravillosa.com/el-sindrome-del-nino-hiperregalado/

Estefanía Esteban, 2016. La regla de los cuatro regalos de navidad, [En Línea] Consultado el 3 de diciembre del 2017, Disponible en: https://www.guiainfantil.com/blog/navidad/regalos/la-regla-de-los-cuatro-regalos-de-navidad/